HAZ PUFF! "yo creo que sabe algo..."

HAZ PUFF! "yo creo que sabe algo..." from Mikel Garate Uriarte on Vimeo.






Un trozo pequeño de esta misma espuma como vaso es la idea que empieza con este proyecto. Cambiar el hecho de beber el agua desde un vaso de cristal, vamos el material y la manera de realizar esta actividad tan cotidiana y simple. Creando de esta manera una interacción diferente con el objeto, ya que metería- mos la espuma en el agua para que lo absorbiera y después nos lo arrojáramos a la boca, aprovechando las propiedades del propio material.

HAZ PUFF! bajo el lema de “ yo creo que sabe algo...” es un proyecto que comienza en la fijacción del diseño japonés, minimalista, puro y sencillo. Ideas o conceptos como la naturaleza, la simplicidad, la nueva experiencia, el experimentar una nueva sensación en nuestras vidas cotidianas, el día a día, lo rural, lo artesanal, las propiedades del material, las culturas, las costumbres, etc. son los principales culpables de la creación de este proyecto.
Desde los conceptos de la simplicidad, de lo experimental, de crear una nueva experiencia en actividades muy cotidianas, hasta la pureza del material, de no esconder ni tapar, enseñarlo tal cual... Piezas cúbicas de diferentes tamaños de espuma, aparentemente sin nada, pero que contienen un vaciado interior el cual hace que sea o se convierte en su estructura. El cual es gracias al vaciado con las propias manos y con la ayuda de un cuchillo, creando huecos y formas con paredes de diferentes grosores. Con su estructura escondida en el interior, las propiedades de la espuma toman un papel importante en este proyecto. Estas “cobrarán vida” gracias al vaciado y la interacción del usuario con cada una de las piezas. El material usado para estas piezas es la Espuma de Poliuretano flexible, base eter (polieter), de color blanco.

Este proyecto dispone de 3 luces y 3 asientos (Dimensiones: lamp. 01 (15cm x 10 x10), lamp. 02 (30cm x 25 x 20), lamp. 03 (1,50m x 0,50 x 0,50), asiento 01 (90m3), y asientos 02 y 03 (80m3). La luz más pequeña es simplemente un cubo con un corte en forma de “x” por donde se inserta la bombilla, sujetandose esta en el interior gracias a la presión que ejerce la propia espuma. La mediana que se aprecia una silueta de una lámpara tiene en su interior unos leds dentro del vaciado con la forma de una lámpara estandar la cual se puede solamente cuando se enciende la luz. Y la luz más grande en cambio es igual que la pequeña pero de mayor tamaño a la que después le doy una forma poniendo a su alrededor dos gomas de diferen- tes longitudes con ganchos en los extremos a diferentes alturas. Dejando ver que nosotros podemos darle la forma que queramos con estar gomas elásticas.
En cuanto a las sillas, dos de ellas funcionan de la misma manera aunque tienen una diferencia. Cortando la pieza en dos, cogemos la parte de arriba y vamos vaciandolo dejando en los laterales diferentes groso- res para el respaldo (el más grueso), los apoya-brazos (los dos laterales algo menos gruesos) y la parte en la que nos sentaremos (la pared menos gruesa). De esta manera conseguimos que obtenga una forma en su interior y a la hora de usarlo te “indique” cómo y dónde sentarte. Como antes he dicho, dos de los asientos funcionan de esta manera aunque el corte que realizamos para separar las dos piezas uno la tiene en la mitad y el otro más abajo dando así una estética y comodidad diferente.
La silla más grande en cambio se usa de diferente manera que las anteriores, es decir en diagonal. Este sin corte ninguno, vaciamos la pieza desde abajo dejando las paredes que irá nuestro tronco superior, más gruesas (para que no se hunda tanto) y las dos paredes donde situaremos nuestra parte inferior del tron- co en cambio serán más finas para que se flexione más y podamos sentarnos adecuadamente pudiendo tumbarnos en toda la suficiente.

La explicación para el título es la siguiente; “haz” de “haz de luz” y “puff” del sonido que se genera al ma- nipular la espuma. Y la frase de “yo creo que sabe algo...”, con esto quiero conseguir que el usuario sea incitado a tocar la espuma ya que mediante la interacción y el secreto que esconde las piezas cobran vida. La implicación del usuario es totalmente necesarea.